10/19/2019

Historia de la Parroquia - Entrega Nº 29


Historia de la Parroquia – Entrega N° 29


ENERO 2013

LA NAVIDAD LLEGÓ PARA QUEDARSE.


Los días de Navidad caracterizados por fiestas, regalos y abundante comida han pasado y con ellos, pareciese que los días de felicidad y convivencia con familiares y amigos también. Para algunos, la idea de la Navidad se percibe como una bella época del año que como  llega, termina. Sin embargo, para el cristiano fiel, esa idea no puede estar más lejos de la realidad. La Navidad llega para quedarse, porque ella es, en sí misma, Jesús Salvador; el Enmanuel, Dios con nosotros.

Si bien es verdad que, como sucede después de toda fiesta, debemos regresar a la rutina de nuestra vida diaria, no sucede así con la Navidad. La diferencia radica en que ella nos trae a Jesús que viene para quedarse, porque Él comienza como nosotros a vivir la aventura de la vida humana; aventura que quiere vivir a nuestro lado. Sí, el quiere permanecer entre nosotros para acompañarnos cada día y en cada momento del año que inicia. De hecho, a pocos días de su nacimiento, se celebra el primer día del Año Nuevo. Este día, al iniciarse con Jesús al lado, marca la pauta y la diferencia para el resto de los días del año, porque en cada mañana, de cada día, la vida se renueva y con ella la esperanza, la alegría y el entusiasmo.

La fiesta de la Navidad es pues, para todo el que pone su confianza en Jesús, un principio, no un final. Esto se debe a la certeza de sabernos y vernos acompañados por Él en los próximos 365 días del año que inicia: en los retos que se presenten, en los problemas y alegrías, con trabajo o en el paro, en la abundancia o en la escasez. El creyente nunca está solo; su compañía y su fuerza es Jesús, Dios-hombre nacido en Belén.
Por eso, la famosa “cuesta de enero” se convierte  más bien en una oportunidad, en una plataforma de lanzamiento hacia nuevos horizontes o bien para recomenzar con renovado optimismo el camino ya iniciado; quizá para reparar,  corregir y mejorar aquello que sabemos lo necesita. Los pastores del Evangelio son un modelo a seguir. Ellos, después de su experiencia de Navidad, regresan a sus campos bendiciendo a Dios y contando las maravillas que vieron y oyeron sobre el niño de Belén. (Lc 2, 17-20).

Este mes nos ofrece, por ejemplo la oportunidad de orar por todos los que creemos en Cristo ya que,  del 17 al 24 se celebra la semana de oración por la unidad de los cristianos. También, la fiesta de San Valero es otra oportunidad de celebrar en unidad la grandeza de Dios en la vida de aquellos que permanecieron fieles a Jesús en el día a día de sus vidas.
Sí, se fue la Navidad, pero nos dejó lo mejor que ella trae, al Niño Dios, al Enmanuel o sea, Dios con nosotros. El Niño llegó para quedarse y caminar con aquellos que acepten su cotidiana compañía.

                                                                 Eduardo Gómez-Ribera. Sacerdote



NAVIDAD DESDE EL CORAZÓN.

 Con la festividad del Bautismo de Jesús, damos por terminado el tiempo de Navidad y nos preguntamos: ¿qué ha supuesto en  nuestras vidas este acontecimiento? ¿Cómo nos hemos ido preparando, para acoger a ese NIÑO, que con su venida nos lo ha dado todo?

Paso a paso, hemos ido a lo largo del Adviento cambiando nuestro corazón, con todos los medios que la Parroquia ha puesto a nuestra disposición, tanto religiosos como solidarios: Rastrillo y Vermut Solidarios, Campañas de recogida de alimentos y juguetes,  festival de Navidad, preparación de: Belenes, Liturgia, Cantos Coros Parroquiales, Ornamentos y Manteles, Adornos y Signos. Y el trabajo callado, en la sacristía, de nuestro amigo Jesús; que todo junto, contribuye a realzar las celebraciones de estos días.

Hemos vivido la Eucaristía diaria uniéndonos en la Oración con la iglesia, en los Laudes y Vísperas. La Palabra y la Oración, nos fortalecen y preparan para la acogida del Niño-Dios.

El retiro de Adviento,  nos ayudó a recuperar la imagen de María, en este Año de la FE. Llegamos a entender que a Belén se va de una forma, pero se vuelve de otra: Impresionados y Transformados y que sólo compartiendo se puede vivir la verdadera NAVIDAD. Reflexionamos también, acerca del Sacramento de la Penitencia, visto desde la dimensión de un AMOR MISERICORDIOSO, que nos  conduce a un cambio verdadero en nuestra vida.

Ya cerca de Nochebuena, asistimos al Concierto de Navidad que nos ayudó a sentir y vivir el verdadero espíritu de la Navidad.
¡NOCHEBUENA! - ¡NAVIDAD!  Noche grande en la vida de los cristianos, DIOS se hace niño, mostrándonos su GRANDEZA desde su PEQUEÑEZ,  adueñándose de nuestras vidas, sólo si nosotros lo acogemos.

En este AÑO DE LA FE, le pedimos que nos conceda Fortaleza en la FE,  Seguridad en la ESPERANZA y Constancia en el AMOR y le seguimos ofreciendo, el oro de nuestra Oración, el incienso de nuestra Adoración y la mirra de nuestro Servicio a los más desfavorecidos.

GRACIAS a los Sacerdotes y a todos cuantos han colaborado para preparar TODO lo realizado en estos días, contribuyendo a que la Comunidad Parroquial del Sagrado Corazón, haya vivido con intensidad esta Navidad.

“QUE ENTRE TODOS SIGAMOS HACIENDO LA NAVIDAD EN ESTE MUNDO”
                                Angelita Hernández Loscos,
                            por el Grupo de Liturgia y Coro Parroquial






GRACIAS. SIEMPRE MUCHAS GRACIAS…


Una vez transcurridas las fiestas tan entrañables de la Navidad, el equipo de Cáritas Parroquial queremos expresar a todos los miembros de la Parroquia, nuestro más sincero agradecimiento por las muestras de solidaridad que habéis desarrollado en estas pasada navidad por medio de las siguientes acciones: en primer lugar la colecta del día de Navidad que ascendió a 4.326,50 euros,  los cuales se destinarán a Cartas Diocesana para que puedan seguir atendiendo las múltiples necesidades que se producen en este tiempo de crisis; en segundo lugar por vuestras aportaciones de alimentos que nos permitirán ayudar durante algún tiempo, las más de 200 personas que atendemos semanalmente y en tercer lugar por los juguetes que habéis hecho llegar y que nos permitieron que el día 5 de enero, con la ayuda inestimable del grupo Scout, hiciéramos felices a más de 50 niños de las familias a las que acogemos regularmente.

Queremos después dar las gracias una vez más porque habéis sabido llevar a la práctica el mandamiento que Jesús no dio  de amor al prójimo.
No quisiéramos abusar de vuestra paciencia, pero os pedimos que no ceséis en vuestra generosidad, que Navidad no sea sólo una fecha al año, sino que continúe a lo largo de este año, pues las necesidades son muchas y no cesan.
 Por último queremos desearos a todos un feliz año 2013  y que no olvidéis nunca que al final de nuestras vidas nos  examinarán especialmente  del   “amor”.

                                                                José Ramón Urúen Sus,
                                                     Por el Equipo de Cáritas Parroquial



           PROVIDENCIAL

 Mi incorporación a la Parroquia del Sagrado Corazón de Jesús la encuadro dentro de los designios del Señor,ya que, una mañana del 20 de noviembre coincidí con Miguel Ángel. Unos  días antes me había llegado la noticia de su nombramiento como párroco. Me invitó a pasar por el despacho parroquial y  en el transcurso de la conversación, surgió providencialmente la posibilidad de colaborar en la Parroquia. Puesto que ya habíamos coincidido en el arciprestazgo de Las Fuentes y conocía su trayectoria pastoral, no me fue difícil aceptar la oferta, si bien advertí de todas mis limitaciones.

Realizados los pertinentes trámites, por parte del Consejo Episcopal, el Sr. Arzobispo tuvo a bien firmar el nombramiento de “Miembro  colaborador del Equipo Sacerdotal”, el 30 de noviembre del año pasado.

Ha sido para mí una gracia especial poder iniciar la labor pastoral en el tiempo  del Adviento, ya que me ha permitido compartir con algunos miembros de la Comunidad parroquial la esperanza del nacimiento del Señor.

Es mi deseo poner mi persona –con todos los dones recibidos de Dios- a disposición del Equipo Sacerdotal y de la Comunidad de los fieles. Confío en que el Señor dará incremento a nuestra labor pastoral.

                                                                             Adolfo Yus Millán


En el Rastrillo de la Escuela de Familia, se sacaron 4.100 euros, que este año se van a destinar al  Proyecto de Manos Unidas  del año 2013.

El próximo mes daremos una información más detallada.

1 comentario:

  1. Hola Angelita, la verdad es admirable el trabajo que realizas... Mi enhorabuena y que sigas así...

    ResponderEliminar

Síguenos @sagradocorazonzaragoza